Lo ideal es encontrar el pescado ya limpio y fileteado, si no lo encuentras puedes comprarlo entero, en la mayoría de las pescaderías pueden limpiarlo por ti, solo deberás cortarlo en partes en tu casa. Lava y seca bien los filetes, con un tenedor raspa los filetes hasta que quede solo la piel. Coloca el […] Read more…